martes, 7 de febrero de 2012

Reseña: "Lola and the Boy Next Door" de Stephanie Perkins.


Título: “Lola and the Boy Next Door.”
Autora: Stephenie Perkins.
Novela Compañera: Anna and the French Kiss.
Año de Publicación: 2011.
Editorial: Dutton Books
Género: Juvenil Romántica.


Primero que nada quiero felicitar a Stephanie Perkins por este maravilloso libro, la historia es muy original y muy romántica. Ella se reinventó totalmente, y a pesar de conservar el mismo estilo de narración de Anna, la trama tipo humor/romance/confusión y los personajes, son totalmente diferentes.
AQUÍ puedes leer mi reseña Anna and the French Kiss, creo que si les digo que es el libro mas romántico que he leído en mi vida, quizá se animen a leerlo, no? ;)



En esta novela compañera de Anna and the French Kiss, dos adolescentes descubrirán que el verdadero amor puede estar más cerca de lo que se imaginan.

Para la diseñadora de moda en ciernes Lola Nolan, el más escandaloso atuendo, el más brillante, más divertido y más salvaje, es el mejor. Pero a pesar de que el estilo de Lola es escandaloso, ella es una hija devota y gran amiga, con grandes planes para el futuro. Y todo es bastante perfecto –también su apuesto novio rockero– hasta que los temidos gemelos Bell se mudan nuevamente a la casa de al lado.

Cuando la familia regresa y Cricket, un inventor superdotado e ingeniero, sale de la sombra de su hermana gemela y entra a la vida de Lola, finalmente deberá conciliar una vida de sentimientos por el chico de al lado



Que libro tan lindo! *-* Me gustó mucho y oficialmente me declaro gran fan de Stephanie Perkins! Su estilo es muy juvenil y describe a la perfección las confusiones de las relaciones de pareja. Y que portada tan genial!!!



Lola acaba de cumplir diecisiete y está lejos de ser una chica normal. Desde pequeña, a sentido una gran atracción por la moda poco convencional, pero en los últimos años se decidió a usar accesorios únicos, usa pelucas de colores extraños y cualquier pedazo de tela lo puede convertir en un lindo traje para vestir.

Nada en su vida es normal, sus padres son gays, su mejor amiga Lindsay, está obsesionada con los detectives, su novio toca en una banda y tiene veintidós años, lo que significa que no cuenta con la aprobación de sus padres.

Y Lola llevaba una vida bastante tranquila, hasta que los Bell se vuelven a mudar a la casa del lado, lo que trastorna su vida de un modo inimaginable ya que uno de los gemelos Bell, Cricket – un lindo científico que no puede tener las manos quietes– y ella tuvieron una historia que no terminó de la mejor manera... Pero Lola no tiene que preocuparse, ella ama a Max, no tiene que preocuparse por Cricket Bell, el chico del cual estuvo prácticamente enamorada toda su vida, ¿verdad?

La historia de Lola y Cricket iba viento en popa antes de que esté se mudara junto con su familia, cosa que le rompió el corazón a Lola. Y bueno Lola no iba a quedarse toda la vida con el corazón destrozado, ella conoce a Max en un club y después de un tiempo. Y al ser este mayor que Lola nadie parece estar de acuerdo con esta relación, pero ahora Lola debe responder sus dudas, si Max es el indicado y descubrir su verdadera personalidad, a la verdadera Lola.




Lola ama los disfraces, los colores, la brillantina, las pelucas y mas que nada ama vestirlos porque las personas comunes no se atreverían a hacerlo; además ella es una buena hija y una excelente amiga.

“No creo en la moda, creo en los trajes, la vida es muy corta para ser la misma persona todos los días.”

Cricket es un científico, alto, tímido y un poco inseguro, pero de las pocas cosas que si está seguro es sus sentimientos hacía lola, sus brazos están llenos de bandas de goma y siempre se está retorciendo las manos, y como su cabeza siempre está llena de ideas sus manos siempre están llenas de notas sobre ideas que se le vienen a la cabeza y una de las cosas mas encantadoras es que cuando está nervioso y habla, no se le entiende nada. Es todo un caballero, mejor dicho el chico perfecto para un par de padres sobre protectores y en especial para una buena chica como yo Lola.

Calliope, –La hermana gemela de Cricket– me cae mal a ratos pero su manera de ser sobre protectora con su hermano gemelo, pero es justificado ya que ella no cuenta con nadie mas, su mundo solo se reduce a su familia ya que tiene que concentrarse completamente en su carrera a lo que la lleva a perderse muchas experiencias que vive una chica de su edad.

Los personajes no podían ser más perfectos, son únicos y sin comparación a la novela compañera de Anna and the French Kiss, creo que lo único en lo que se parecen Anna/Etienne, Lola/Cricket, es que los cuatro tienen corazones que guardan enormes y verdaderos sentimientos por la persona que aman.

Lola and the Boy Next Door, es muy diferente a Anna and the French Kiss. Aquí Lola es una chica que se reinventa cada día con sus loca manera de vestir y no lo hace por esconder su verdadero yo, sino porque así es Lola, y Cricket es el chico en el que toda chica sueña, es alto, con buen estilo y su cabeza está tan llena de ideas que escribe cosas importantes en las palmas de sus manos.
No me gusta hacer comparaciones, pero Anna and the French Kiss sigue siendo mi favorito –es imposible no compararlos– pero este libro, –el de Lola– no tiene nada que envidiarle, ya que la historia está hecha con puro corazón!


“Miré por encima de mi hombro, y descubrí que habían llegado tres chicas de mi escuela.
Mi corazón se hundió.
—Bonito vestido —dijo Marta Velázquez—. ¿Es de tu mamá?
Yo llevaba un vestido con lunares, que era dos tallas más grande, lo había sostenido con dos alfileres, sobre una camisa a rayas, y pantalones vaqueros. Yo me quería ver bonita para mi cumpleaños.
Ya no me sentía bonita.
Cricket se dio la vuelta, algo confundido. Y entonces… hizo algo que lo cambió todo. Dio un paso poniéndose deliberadamente delante de ellas, y bloqueándome la vista. —No les hagas caso. A mí me gusta la forma en que te vistes.
A él le gustaba justo como era.
Tranquilamente me senté en mi caja de pizza. —Es nuestro turno.
Pero lo que en realidad necesitaba decir era.
Te necesito.”



Pero alto ahí! Anna y Etienne aparecen como personajes secundarios en esta novela y en lo que a mi respecta más enamorados que nunca; además desempeñan un papel importante en las decisiones de Lola, ya que ella al verlos tan felices y de la manera fácil en la que ambos llevan su relación se hace cuestionar si Max es el indicado ya que su relación se ve en muchos problemas y Max tampoco lo pone nada fácil, ve las comidas con los padres de Lola como una tortura y no soporta estar cerca de Lindsay... En cambio con Cricket todo parece más fácil y natural.

Este libro es oro puro como Anna and the French Kiss, pero sin duda alguna si me dieran a escoger, me quedaría con el de Anna ya que es mucho más romántico desde el inicio, pero no por eso el de Lola es malo, para nada! es genial, una muy buena novela que se debe leer.

Y bueno sin spoilear mucho, creo que Stephanie Perkins tuvo algún tipo de mala experiencia con algún músico, ya que primero Toph y ahora Max... Es mucha coincidencia, aunque tampoco cabe descartar que quizá el último libro de esta serie de libros compañeros “Isla and the Happily Ever After (2013 T_T)” sea sobre algún otro músico, ya sea un patán de primera o uno con puro corazón *o*

Espero ansiosa la última historia de está serie de tres libros *-*, supuestamente estaba confirmada para este año, pero Stephenie dijo que no lo tendría listo hasta el 2013 *llora desconsolada*

Que lo disfruten!



Página Oficial Stephanie Perkins AQUÍ.
Encuentra a Stephanie Perkins en Twitter AQUÍ.
Encuentra a Stephanie Perkins en Facebook AQUÍ.
Para Leer más Extractos AQUÍ.




1
“—Había una vez,
una chica que hablaba con la luna. Y ella era misteriosa y perfecta, de la forma en que lo son las chicas que hablan con la luna. En la casa de al lado, vivía un chico. Y el chico observaba a la chica volverse más y más perfecta, y más y más hermosa con cada año que pasaba. Él la veía observar la luna. Y comenzó a preguntarse si la luna le ayudaría a desentrañar el misterio de la hermosa chica. Así que el chico miró hacia el cielo. Pero no podía concentrarse en la luna. Estaba demasiado distraído por las estrellas.
Escucho a Cricket remover una banda de goma de su muñeca, que utiliza para sujetar parte de mi cabello.
—Continúa —digo.
Escucho la sonrisa en su voz. —Y no importaba cuántas canciones o poemas hubiera escrito ya sobre ellas, cada vez que él pensaba en la chica, las estrellas resplandecían más brillantes. Como si fuera ella quien las mantenía iluminadas. Un día, el chico tuvo que mudarse. No podía llevarse a la chica con él, así que se llevó las estrellas. Cada vez que miraba por la ventana en la noche, comenzaría con una. Una estrella. Y el chico le pediría un deseo, y el deseo sería su nombre. Ante el sonido de su nombre, una segunda estrella aparecería. Y entonces él desearía su nombre otra vez, y las estrellas se duplicarían en cuatro. Y cuatro se convertirían en ocho, y las ocho en dieciséis, y así sucesivamente, en la mayor ecuación matemática que el universo jamás había visto. Y para el momento en que una hora había transcurrido, el cielo estaría iluminado de tantas estrellas que despertaría a sus vecinos. La gente se preguntaba quién había encendido los focos. El chico lo hizo. Al pensar en la chica.
Mis ojos se abren, y mi corazón está en mi garganta. —Cricket… yo no soy esa.
Él deja de poner las horquillas en mi cabello. —¿A qué te refieres?
—Te has construido toda esta idea sobre mí, este ideal, pero no soy esa persona. No soy perfecta. Estoy lejos de la perfección. No soy digna de una historia tan hermosa.
—Lola. Tú eres la historia.
—Pero una historia es sólo eso. No es la verdad.
Cricket vuelve a su trabajo. Las rosas color rosa son añadidas. —Sé que no eres perfecta. Pero son las imperfecciones de una persona lo que la hace perfecta para alguien más.”



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Espero que disfruten de mis entradas, las publico con mucho cariño para todos. Y recuerden, este blog se alimenta de comentarios ;D